¿Qué es el Metaverso?

¿Qué es el Metaverso? Aquí te lo explicamos.

Imagina un mundo virtual en el que miles de millones de personas viven, trabajan, compran, aprenden e interactúan entre sí, todo ello desde la comodidad de sus sofás en el mundo físico.

En este mundo, las pantallas de ordenador que utilizamos hoy para conectarnos a Internet se convierten en portales a un reino virtual en 3D que es palpable: como la vida real, pero más grande y mejor. Facsímiles digitales de nosotros mismos, o avatares, se mueven libremente de una experiencia a otra, llevando con nosotros nuestras identidades y nuestro dinero. Es como un superjuego de ordenador, pero “real”. Todo el mundo estará allí, y podrás hacer cualquier cosa.

Esto es lo que se conoce como metaverso y, a pesar de las declaraciones entusiastas de algunos, todavía NO existe. Se está empezando a construir, y ni siquiera su diseño definitivo está del todo claro.

Como eres un aficionado a las tecnologías emergentes, por eso estás aquí, vamos a intentar explicarte en cierta profundidad este concepto en rápida evolución que podría cambiar radicalmente la forma de vida de los seres humanos. Este artículo describe en cierta profundidad la situación actual de esta incipiente revolución tecnológica y hacia dónde se dirige. Hablaremos de las tecnologías y plataformas que soportan el metaverso, sus beneficios y retos, su historia, por qué es importante el metaverso y su impacto en el futuro del trabajo, del ocio y de la vida de las personas en general.

En próximos posts trataremos, más en profundidad, definiciones de conceptos importantes del metaverso como interoperabilidad, gemelos digitales, computación espacial y Web 3.0.

¿Qué es el metaverso? Breve historia

El metaverso es una visión de lo que muchos tecnólogos creen que es la próxima iteración de Internet: un espacio virtual único, compartido, inmersivo, persistente y tridimensional donde los seres humanos experimentan la vida de formas que no podrían en el mundo físico.

Algunas de las tecnologías que dan acceso a este mundo virtual, como los cascos de realidad virtual (VR) y las gafas de realidad aumentada (AR), están evolucionando rápidamente; otros componentes críticos del metaverso, como un ancho de banda adecuado o normas de interoperabilidad, están probablemente a años vista o puede que nunca lleguen a concretarse.

El concepto no es nuevo: el término metaverso fue acuñado en 1992 por el escritor Neal Stephenson en su novela de ciencia ficción Snow Crash, y los trabajos sobre las tecnologías que sustentan una Internet basada en la realidad virtual se remontan a décadas atrás (véase más abajo la cronología de la historia del metaverso).

¿Por qué es, o puede ser, importante el metaverso?

“Metaverso” se convirtió en una palabra familiar para todos cuando Facebook cambió su identidad corporativa a Meta en octubre de 2021 y anunció sus planes de invertir al menos 10.000 millones de dólares en este concepto ese mismo año. Además de Meta, gigantes tecnológicos como Google, Microsoft, Nvidia y Qualcomm también están invirtiendo miles de millones de dólares. La consultora de gestión McKinsey & Company ha pronosticado (de tanto entusiasmo se les ha ido un poco la olla creo yo) que la economía del metaverso podría alcanzar los 5 billones (billones españoles, es decir, millones de millones) de dólares en 2030. Se espera que el comercio electrónico sea el motor dominante, y que los juegos, el entretenimiento, la educación y el marketing en el metaverso se conviertan también en sectores importantes.

Hoy en día, las empresas utilizan el término para referirse a muchos tipos diferentes de entornos virtuales mejorados. Estos abarcan desde videojuegos en línea como Fortnite hasta incipientes espacios de trabajo virtuales como Mesh de Microsoft o Horizon Workrooms de Meta, pasando por vestuarios virtuales y quirófanos virtuales. Más que un único espacio virtual compartido, la versión actual del metaverso se perfila como un multiverso: una multitud de metaversos con una interoperabilidad limitada mientras las empresas se disputan ser líderes e imponer su propio metaverso.

La combinación de entusiasmo acrítico por el metaverso y profunda incertidumbre sobre sus resultados está empezando a provocar cierto escepticismo. Los observadores del sector se preguntan si el metaverso llegará a ser, en última instancia, tan diferente de las experiencias digitales que ya existen (sin tanto revuelo) y, en caso afirmativo, si el público en general estará dispuesto a pasar horas al día navegando por un espacio digital con auriculares y gafas de VR.

Otros futuristas, sin embargo, sostienen que, aunque el metaverso aún está en sus inicios y todavía existen barreras técnicas fundamentales, el metaverso llegará. Y lo hará a lo grande. Yo también pienso lo mismo. Tranquilos, no viviremos en Matrix ni seremos esclavos de una inteligencia artificial pérfida, pero sí aprovecharemos la tecnología para vivir mejor.

¿Cómo funciona el metaverso?

Dado que el metaverso está en gran medida por construir, hay poco consenso sobre cómo funcionará.

A grandes rasgos, sin embargo, el metaverso es un ecosistema digital construido sobre diversos tipos de tecnología 3D, software de colaboración en tiempo real y herramientas financieras descentralizadas basadas en blockchain. Porque, y eso es muy importante, y es lo que genera tanto interés, podremos comprar, vender, trabajar y disfrutar de ofertas de ocio (pagadas) en el metaverso. El dinero mueve el mundo real, y también moverá el, o los futuros mundos virtuales.

Factores como el grado de interoperabilidad entre mundos virtuales, la portabilidad de datos, la operativa de manejo y las interfaces de usuario dependerán de cómo se desarrolle el metaverso.

Lauren Lubetsky, directora senior de Bain & Company, en una sesión sobre el metaverso en la Cumbre de Estrategia de Plataformas 2022 del MIT, esbozó tres posibles escenarios:

  • El metaverso seguirá siendo un dominio de aplicaciones de nicho, utilizadas por los consumidores para entretenimiento y juegos, pero muy lejos de una realidad virtual que lo abarque todo. Es decir, cada empresa, nos ofrecerá el suyo propio.
  • El metaverso estará controlado por grandes ecosistemas competidores -por ejemplo, los metamundos de Apple y Android- con una interoperabilidad limitada.
  • El metaverso es un espacio dinámico, abierto e interoperable, como Internet pero en 3D. Esto sí sería el verdadero metaverso.

¿Cómo se accede al metaverso?

Dos tecnologías consideradas importantes para el desarrollo y crecimiento del metaverso son la realidad virtual (VR) y la realidad aumentada (AR):

La realidad virtual es un entorno tridimensional simulado que permite a los usuarios interactuar con un entorno virtual de un modo que se aproxima a la realidad tal como la percibimos a través de nuestros sentidos. A esta aproximación a la realidad se accede normalmente a través de un casco de realidad virtual que ocupa el campo de visión del usuario. La háptica, que incluye guantes, chalecos e incluso trajes de cuerpo entero, permite una interacción más realista con el entorno virtual.

La realidad aumentada es menos inmersiva que la VR. Añade superposiciones digitales sobre el mundo real a través de algún tipo de elemento óptico. Los usuarios pueden seguir interactuando con su entorno real. El juego Pokémon Go es uno de los primeros ejemplos de AR. Las Google Glass y las pantallas en los parabrisas de los coches son productos de AR muy conocidos entre los consumidores.

En la actualidad, se puede acceder a muchas de las experiencias similares al metaverso que ofrecen plataformas de juego como Roblox, Decentraland y Minecraft a través de navegadores o dispositivos móviles y una conexión rápida a Internet.

Tecnologías metaverso

Algunos tecnólogos advierten de que las empresas globales no acaban de ponerse manos a la obra para desarrollar las tecnologías que impulsarán el metaverso, o sea, que esto va para largo. Parece que se debe en parte a que el metaverso está evolucionando y en parte a que muchas de las herramientas que lo impulsan se componen a su vez de múltiples tecnologías, lo que convierte el trabajo en complejo, inmenso y carísimo.

Gartner, por ejemplo, prefiere describir las tecnologías del metaverso en términos de “temas tecnológicos”. Los temas incluyen la computación espacial, los humanos digitales, las experiencias compartidas, los juegos y los activos tokenizados. Forrester Research caracteriza las herramientas metaversas como “habilitadoras de entornos de desarrollo 3D”. Los profesionales expertos en modelado 3D e IoT para desarrollar gemelos digitales son uno de los tipos de especialidades profesionales que las empresas necesitarán contratar en gran número.

Varias fuentes expertas coinciden en que estas siete tecnologías tendrán el mayor impacto en el desarrollo metaverso durante la próxima década (utilizo los acrónimos en inglés):

  • inteligencia artificial (AI)
  • Internet de las cosas (IoT)
  • realidad extendida (AR)
  • interfaces cerebro-ordenador
  • modelado y reconstrucción 3D
  • computación espacial y frontera (no te preocupes por estos crípticos palabros, pronto publicaremos sobre ellos)
  • Blockchain

¿Cuál es la diferencia entre Internet y el Metaverso?

Internet es una red de miles de millones de ordenadores, millones de servidores y otros dispositivos electrónicos. Una vez en línea, los internautas pueden comunicarse entre sí, consultar páginas web e interactuar con ellas, y comprar y vender bienes y servicios.

El metaverso no compite con Internet, sino que se construye a partir de Internet. Internet es algo por lo que la gente “navega”, pero en el metaverso la gente podrá “vivir” hasta cierto punto. El crecimiento de Internet ha dado lugar a muchos servicios que están abriendo el camino a la creación del metaverso.

Si conoces Roblox, Minecraft y otros videojuegos inmersivos puedes imaginarte lo que el metaverso está destinado a ofrecer.

¿Para qué se utiliza hoy el metaverso?

El sector de los juegos por internet tiene décadas de experiencia en la creación de mundos virtuales inmersivos. Y en la medida en que un proto-metaverso pueda llegar a tener un uso generalizado, las audiencias masivas que acuden a sitios como Roblox, Epic Games y Decentraland sugieren que jugar, construir mundos virtuales e invertir en bienes inmuebles en un metaverso podría llegar a hacerse realidad, y no tardando.

Las empresas están experimentando con aplicaciones metaverso en espacios de trabajo que se basan en las aplicaciones virtuales que se desarrollaron y extendieron durante la época dura del Covid para permitir el trabajo a distancia. Una de las primeras aplicaciones de las tecnologías metaverso es la formación en el lugar de trabajo. Algunos hospitales ya utilizan la realidad virtual y la realidad aumentada para entrenar a su personal en procedimientos médicos comunes. Una tecnología aprobada recientemente por la FDA americana es Medivis, un sistema quirúrgico de realidad aumentada que permite a los cirujanos sincronizarse rápidamente con el sistema de imágenes digitales de un hospital. Otras aplicaciones de tipo metaverso son las siguientes:

Avatares gemelos digitales. Estos gemelos no sólo existirán en las pantallas de los ordenadores, sino que se representarán como hologramas o imágenes holográficas generadas por IA a los que se asignarán tareas. Un director general, por ejemplo, podría activar un holograma de sí mismo creado por IA para interactuar con varios grupos de interés a la vez.

Metaverso para la colaboración laboral. Las empresas están empezando a utilizar el metaverso para añadir “un elemento de realismo” a las experiencias de trabajo a distancia, según la consultora Forrester. Esto incluye la creación de salas 3D en las que los empleados pueden colaborar.

¿Qué tienen que ver los NFTs con el metaverso?

Los Token No Fungibles (NFT) desempeñan un papel importante en la utilidad y popularidad del metaverso. Las NFT son un tipo seguro de activo digital basado en la misma tecnología de cadena de bloques utilizada por las criptomonedas. En lugar de moneda, un NFT puede representar una obra de arte, una canción o un bien inmueble digital. Un NFT proporciona a su propietario una especie de título digital o prueba de propiedad que puede comprarse o venderse en el metaverso.

Metaverse Group se presenta como la primera empresa inmobiliaria virtual del mundo. Actúa como agente para facilitar la compra o alquiler de propiedades o terrenos en varios mundos virtuales metaversos, como Decentraland, Sandbox, Somnium y Upland. Su oferta incluye espacios comerciales y de conferencias, galerías de arte, viviendas familiares y “lugares de reunión”.

Aunque el metaverso ha creado oportunidades para que nuevas empresas, como Metaverse Group, ofrezcan productos digitales, las empresas tradicionales también están entrando en él. Por ejemplo, Nike adquirió RTFKT, una startup que fabrica zapatillas virtuales únicas y artefactos digitales utilizando NFT, autenticación blockchain y realidad aumentada. En su sitio web, RTFKT dice que “nació en el metaverso, y esto ha definido su trayectoria hasta el día de hoy”.

Antes de la adquisición, Nike presentó siete solicitudes de marca para ayudar a crear y vender zapatillas y ropa virtuales. Nike y Roblox también se asociaron en “Nikeland”, un mundo digital donde los fans de Nike pueden jugar, conectarse y vestir a sus avatares con ropa virtual.

“Las NFT y blockchain sientan las bases de la propiedad digital”, afirma Nick Donarski, cofundador de Ore System, una comunidad en línea de jugadores, creadores de contenidos y desarrolladores de juegos. “La propiedad de la propia identidad en el mundo real se trasladará al metaverso, y las NFT serán este vehículo”.

Si esto de los NFT te ha parecido algo enrevesado, como a nosotros también, te emplazamos a un futuro post donde aclararemos el tema.

Empresas del metaverso

Tres empresas muy conocidas que tienen su propia visión del metaverso.

Meta. “A partir de ahora, el metaverso será lo primero, no Facebook”, escribió Mark Zuckerberg, CEO de Facebook, en el anuncio del cambio de marca en octubre de 2021. Es un cambio importante porque significa que los usuarios no necesitarán una cuenta de Facebook para utilizar otros servicios del metaverso. Entre otros productos ajenos a Facebook, Meta ya ha vendido millones de unidades de sus auriculares de realidad virtual Meta Quest -antes Oculus- para navegar por el metaverso.

En el anuncio de Meta, Zuckerberg afirmó que la empresa pretende acelerar el desarrollo de las tecnologías fundamentales, incluidas las plataformas sociales y las herramientas creativas, necesarias para “dar vida al metaverso”. Tras conocerse la noticia del cambio de marca a finales de 2021, Meta lanzó Horizon Worlds, un espacio de realidad virtual en el que los usuarios pueden navegar como un avatar, junto con herramientas para que los desarrolladores creen mundos virtuales adicionales. La inversión masiva de Meta en el metaverso es considerada una apuesta por los inversores, ya que Meta pasa por caídas de ingresos y despidos en el incierto estado actual de la economía.

Epic Games. Epic Games, creadores del popular juego bélico en línea Fortnite -con unos 350 millones de usuarios- y del software Unreal Engine para desarrolladores de juegos, planeó apostar por el metaverso tras una ronda de financiación de mil millones de dólares en 2021. Esta incluía 200 millones de dólares de Sony Group Corp.

La visión de Epic Games del metaverso difiere de la de Meta en que quiere proporcionar un espacio comunitario para que los usuarios interactúen entre sí y con las marcas, sin un feed de noticias plagado de anuncios.

Microsoft. El metaverso llega a Microsoft Teams, el competidor de Zoom para vídeoconferencias por internet. El nuevo servicio permite a los usuarios de Teams en diferentes ubicaciones físicas unirse a experiencias holográficas colaborativas y compartidas durante reuniones virtuales. La plataforma incluye un conjunto de herramientas basadas en IA para avatares, gestión de sesiones, renderización espacial, sincronización entre varios usuarios y “holoportación”, una tecnología de captura 3D que permite a los usuarios reconstruir y transmitir modelos 3D de alta calidad de personas en tiempo real. En su conferencia Ignite de octubre de 2022, el gigante del software presentó en primicia privada una función que permite crear y utilizar avatares en lugar de vídeo en directo durante las reuniones de Teams.

Microsoft colabora con la empresa de servicios profesionales Accenture para crear espacios inmersivos basados en Mesh. Accenture contrata a más de 100.000 personas al año y utiliza Microsoft Mesh para facilitar la incorporación de nuevos empleados. Los nuevos empleados se reúnen en Teams para recibir instrucciones sobre cómo crear un avatar digital y acceder a One Accenture Park, un espacio virtual compartido que forma parte del proceso de incorporación. El espacio futurista, similar a un parque de atracciones, incluye una sala de conferencias central, una sala de juntas virtual y trenes digitales que los nuevos empleados utilizan para viajar a diferentes exposiciones.

Y para despedirnos

Habrá más entradas sobre el metaverso. Si te ha interesado este artículo, y el tema en general, te proponemos unirte al grupo Metaversos, donde iremos poniendo información actualizada.

Artículos Relacionados

Respuestas